1915 – 1º DE SEPTIEMBRE – 2015 DIA DEL JUBILADO
Al cumplirse 100 años de la sanción de la primera Ley Previsional para los Trabajadores Ferroviarios, el Secretariado Nacional del Sindicato La Fraternidad se dirige a todos los Compañeros para rendirle un merecido homenaje de recordación a nuestros mayores, que con tanto sacrificio y dedicación contribuyeron al engrandecimiento de nuestra Organización.

Cabe recordar que en el año 1900 el maquinista Víctor Bassi presentó un proyecto a la Comisión Directiva de aquel entonces que incluía en nuestro Estatuto la creación y administración de una Caja de Pensiones y Retiro para maquinistas y foguistas de los ferrocarriles. Comenzó así el trabajo de La Fraternidad para la implementación de un régimen previsional, y en las reformas a nuestro Estatuto en 1912 quedó plasmado el propósito de establecer una Caja de pensiones y Retiros con contribución patronal.

 

 Las gestiones entabladas ante las empresas, el Gobierno y el Congreso Nacional arrojaron su primer resultado cuando el 1º de septiembre de 1915 cobró vigencia la primera ley de jubilaciones y pensiones para ferroviarios, consignada con el número 9.653. Posteriormente, el 24 de abril de 1919 se sancionaba y el 16 de agosto de ese mismo año se reglamentaba la Ley 10.650 que, a través de ulteriores reformas que la perfeccionaron, contempló durante muchos años la cobertura de jubilaciones y pensiones ferroviarias, hasta la aparición en 1958 de la Ley 14.499, que generalizó las prestaciones para los trabajadores en relación de dependencia, reemplazada luego por la Ley 18.037, hasta que en el año 1993 se sanciona la Ley 24.241 que actualmente rige el Sistema Integrado de Jubilaciones y Pensiones.

 

  La loable tarea desarrollada por estos valiosos Compañeros ha adquirido una mayor relevancia con el paso de los años, porque las distintas generaciones de fraternales han sabido capitalizar sus enseñanzas y ese espíritu solidario que siempre nos ha caracterizado y que hoy prevalece inalterable en las filas de nuestra Centenaria Organización.

La Fraternidad siempre le ha dedicado especial atención a la situación de nuestros Jubilados, procurando por todos los medios a su alcance aportar ideas para  solucionar la problemática que ha venido desvirtuándola verdadera esencia del sistema previsional, relegando el legítimo derecho dela clase pasiva de hacerse acreedora de una jubilación digna y afín al esfuerzo realizado durante tantos años de trabajo.  

Lamentablemente,tanto las modificaciones introducidas al Sistema por el gobierno Nacional, como los logros obtenidos en favor de nuestros Jubilados durante los últimos años,fruto del accionar constante y pertinaz de nuestra Organización, como es  haber conseguido recobrar la vigencia del Decreto 662/81 y la Resolución 406/89, no contemplan suficientemente las necesidades de nuestros Compañeros después de toda una vida de trabajo, y menos aún cuando todos sabemos que la situación empeora cuando se disparan los índices inflacionarios, cuyas derivaciones siempre tienen un mayor impacto negativo en los que menos tienen.

 

Como ya se ha informado a través de Circulares producidas por la Secretaría de Previsión Social de nuestro Sindicato, durante el corriente año seguimos gestionando e insistiendo ante las áreas gubernamentales sobre la alternativa de equiparación de la mínima jubilatoria con el Salario Mínimo, Vital y Móvil, de modo tal que nos permita paliar la actual situación, que indudablemente requiere de una reformulación integral del sistema con la implementación de mecanismos adecuados que garanticen haberes dignos para nuestros Jubilados, tema este que ocupa un lugar prioritario en la agenda del Secretariado Nacional que se encuentra abocado al planteo de opciones que coadyuven a neutralizar los inconvenientes que afectan a nuestros mayores.

 

En este día tan especial, el Secretariado Nacional les hace llegar el más afectuoso saludo a todos nuestros Compañeros Jubilados y Pensionadas, por quienes continuaremos trabajando unidos para mejorar su calidad de vida.