El hecho sucedió en cercanías a un campamento ferroviario a la altura de ruta nacional 51. Hace 45 días, cuando inspeccionaron, estaban en su lugar.

El ramal Constitución-Gutiérrez estuvo interrumpido por vecinos que reclaman por falta de luz. La empresa suspendió el servicio, que se reactivó pasadas las 21.

El anuncio fue realizado hoy tras la ruptura de negociaciones con el Grupo Renfe.

Se busca financiar obras ferroviarias.

La juventud gremial vinculada al transporte rechazó cualquier regulación que cercene sus derechos.